Las bolsas de Carrefour: ¿ecología o crisis?

Ya todos habéis oído que Carrefour ha empezado a eliminar las bolsas de plástico de la compra en sus centros comerciales. La duda es si es por la crisis o por la ecologí

Ya todos habéis oído que Carrefour ha empezado a eliminar las bolsas de plástico de la compra en sus centros comerciales. La duda es si es por la crisis o por la ecologí

Esta medida no es algo que hayamos inventado los españoles precisamente: yo estuve viviendo en Alemania y esta medida era totalmente normal hacía varios años; es más, aplicaban otras medidas que quizá no tardemos en ver en nuestro país, como el retorno de botellas de vidrio (igual que había en España hace años), aunque hasta un nivel un poco más extremo: por ejemplo, en una discoteca, si te pedías una cerveza, te cobraban dos euros; un euro por la cerveza (por ejemplo) y el otro por el botellín; si devolvías el botellín, te devolvían el euro. Era curioso.

Ahora Carrefour ha decidido implantar esta medida en España utilizando motivos totalmente ecológicos, lo cual me alegra: las bolsas de plástico tardan 400 años en descomponerse y nosotros (los españoles) utilizamos 238 bolsas cada uno al año, que además sólo reutilizamos el 10% (en bolsas de basura o para guardar cosas, por ejemplo).

Lo dicho, la medida me alegra, pero no deja de ser cierto que para Carrefour es un nuevo negocio: Carrefour repartía hasta ahora 800 millones de bolsas de plástico (algo que ya debía repercutir en el precio de los productos); ahora esas bolsas no las reparte (se ahorra ese coste), vende (es decir, hace negocio), con bolsas biodegradables (que vende a 0.05 céntimos) y con bolsas de tela (que vende más caras y, si se lo monta bien, crearán modas).

Otros supermercados (si no todos) lo van a aplicar (como Eroski) y la medida me parece, de verdad, muy adecuada, pero se podía haber aplicado hace años, aunque no hubiera crisis.