Subastas de casas embargadas: todas las respuestas

Hoy intentamos cerrar el último capítulo de la llamada ‘Trilogía de un embargo’ con todos los pasos que llevan a un banco a embargar y subastar una casa.

Hoy intentamos cerrar el último capítulo de la llamada ‘Trilogía de un embargo’ con todos los pasos que llevan a un banco a embargar y subastar una casa.

La primera parte era ‘¿Qué ocurre si dejo de pagar la hipoteca?’, la segunda parte era ‘¿Dónde comprar casas embargadas?’ y hoy cerramos con el último paso: ‘¿Dónde se subastan las casas?’

Te recuerdo que la subasta es el paso último de un impago de hipoteca, al que ni el dueño del piso ni el banco quieren llegar.

‘¿Dónde puedo encontrar subastas de pisos?‘ Pues puedes informarte en portales de internet como ‘Subastas de’, ‘Subasta total’, o ‘Inmoadjudica’ donde anuncian subastas los bancos.

‘¿Qué tengo que hacer para participar en una subasta?’ Pues además de encontrar un piso que te interese, debes saber día, lugar y hora de la subasta y, sobretodo, saber el depósito que tienes que poner.

‘¿Qué es el depósito?‘ Es la cantidad de dinero que debes de ingresar en la cuenta indicada para poder participar en la subasta. Normalmente es de un 20 o 30% del piso. Si se te adjudica el piso, deberás pagar el 70 u 80% restantes. Si no, podrás recuperar el dinero ingresado. Es un paso indispensable, sin el cual no puedes ni pujar (aunque si ir a ver la subasta).

‘¿Y el precio de la subasta es todo lo que tendré que pagar por la casa?’ Pues no siempre: hay veces (se debe indicar en la subasta) que al comprar un piso, éste viene con cargas, es decir, con deudas asociadas al piso y que pasarán a ser adquiridas por el nuevo comprador (que las deberá pagar).

‘¿Tiene impuestos añadidos las subastas?’. Añadidos no: se paga el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y el IBI y, lo dicho, las cargas pendientes (por ejemplo, los gastos de la comunidad de vecinos si están pendientes de pagar).