Cómo se nota la subida del IVA, sectores que no suben sus precios

La cruz de la moneda en la subida del IVA son los sectores en los que van a subir los precios, la cara son los sectores que prefieren dejar el precio tranquilo y apretarse el cinturón.

La cruz de la moneda en la subida del IVA son los sectores en los que van a subir los precios, la cara son los sectores que prefieren dejar el precio tranquilo y apretarse el cinturón.

Quien más quien menos, ya todos nos hemos enterado de que el IVA ha subido en España. Aún así, hay que decir que sólo 3 países en toda la Unión Europea tiene el IVA general más bajo que España: Chipre, Malta y Reino Unido, y además este último ya ha anunciado que va a subirlo en breve. Dicho esto, también hay que tener en cuenta que la subida no tiene porqué repercutir en los precios desde el primer día, la inmensa mayoría de sectores en España son de precio libre y por ello cada fabricante puede subir o bajar el precio cuando le venga en gana. Por otro lado, cabe destacar que el IVA reducido sólo aumenta un 1% (del 7 al 8%) y eso hará que la vivienda o los transportes no tengan porqué subir tanto, y que el IVA superreducido se queda en el 4%, por lo que los medicamentos, alimentos básicos y libros no se tocan.

Así con todo, ya os comentamos que muchos sectores han optado por hacer repercutir la subida en sus precios, y por lo tanto en el bolsillo de los consumidores, aún arriesgándose a perder clientela, pero otros ya han anunciado que no van a subir los precios:

  • Bares y cafeterías: dado que a sus negocios el IVA que más les afecta es el reducido (del 7 al 8% de subida) la inmensa mayoría de establecimientos opta por reducir su margen de beneficio en vez de arriesgarse a perder una clientela que la crisis ya ha disminuido bastante.
  • Hoteles: varias grandes cadenas ya han anunciado que le van a ‘regalar’ esa subida de IVA a sus clientes. Con gran número de reservas para el verano ya efectuadas, el lío de variar ahora los precios justo cuando empieza la temporada alta sería más dañino que lo que ganarían subiendo un poco los precios.
  • Autónomos: espinoso asunto. No es que no vayan a aplicar la subida, sino que la lógica dice que si el IVA es más costoso para el cliente, menos clientes querrán factura, y preferirán ahorrarse ese 18% pagando ‘al contado’…