Listas de morosos: Registro de Aceptaciones Impagadas RAI

Hay listas en las que mejor no aparecer nunca. Como las de morosidad, que nos pueden cerrar en banda la obtención de ese crédito que tanto necesitamos.

Hay listas en las que mejor no aparecer nunca. Como las de morosidad, que nos pueden cerrar en banda la obtención de ese crédito que tanto necesitamos.

La morosidad en España, en contra de lo que muchos podrían pensar por nuestra imagen de latinos desenfadados y despreocupados, estaba bastante baja hasta la irrupción de la crisis financiera que aún nos ahoga. Desde entonces, una de las mayores preocupaciones de las entidades financieras ha sido recortar sus porcentajes de morosidad, que en casos y ocasiones concretas se han disparado hasta el 10% y actualmente ronda el 5%. Pero, ¿cómo controlar todo esto? Mediante una serie de centrales de información crediticia que actualizan constantemente sus listas de morosos.

Una de las más importantes en España es la RAI (no confundir con la cadena de televisión de Berlusconi) o Registro de Aceptaciones Impagadas. Se trata de un archivo de obligaciones dinerarias impagadas perteneciente al CCI (Centro de Cooperación Interbancaria) y que por tanto puede ser consultada en todo momento por las entidades adscritas a esta agencia, que a su vez tienen la obligación de mantener al día sus actualizaciones de morosos.Se trata de un sistema de fichas que informa de:

  • Número de operaciones impagadas por entidad.
  • Importe total de los impagos.
  • Fecha de la última actualización/novedad en el impago.

Recoge todos los impagos mayores de 300 euros y los mantiene en sus ficheros por un plazo de 30 meses. Se basa en la confidencialidad más absoluta, pues sus datos no pueden salir del circuito de sus miembros. Hay más listas de morosos con las que las entidades crediticias nos vigilan, también les echaremos un ojo.