Trucos para comprar en rebajas. Derechos de los consumidores

Algunos ya están haciendo cola en las tiendas a la hora de abrir, y otros muchos esperan a ver qué ofrecen todas las tiendas a partir del día 7 de enero.

Algunos ya están haciendo cola en las tiendas a la hora de abrir, y otros muchos esperan a ver qué ofrecen todas las tiendas a partir del día 7 de enero.

Ya han empezado en Murcia y en Madrid (aunque a medio gas, grandes marcas como todo el grupo Inditex o El Corte Inglés, los dos gigantes, se reservan para el viernes) y en el resto del país lo harán justo después de abrir los regalos de Reyes. Por cierto, hay que apuntar que no sólo se inician las rebajas en España en estos días, muchos otros países de Europa aprovechan también el principio de año para animar a los maltrechos bolsillos post-navideños con bajadas de precios generalizadas. Eso por no hablar del Reino Unido, que desde el 26 de diciembre (el archifamoso boxing day) nos tienta con saldos. Ahí ya deben estar por las segundas o terceras rabajas.

Pues bien, como cada año conviene recordar lo que podemos y debemos exigir a la hora de hacer compras en los próximos dos meses (periodo máximo en que un establecimiento puede estar de rebajas):

  • En la etiqueta ha de venir precio anterior y precio actual.
  • Han de ser productos de esta temporada, no stock sobrante de otras temporadas.
  • Se puede pagar con tarjeta (si se puede fuera del periodo de rebajas en el establecimiento).
  • Se pueden devolver los productos adquiridos en las mismas condiciones que fuera del periodo de rebajas. Se debe reintegrar el dinero íntegro. Esto nos da un truco: comprar algo en las primeras rebajas y más tarde verlo más rebajado. Sólo hay que devolver la prenda comprada y volver a adquirirla al nuevo precio, ahorrando con ello la diferencia entre la primera y la segunda rebaja.

Otros trucos más que interesantes son hacer una lista detallada de lo que necesitamos y comprar sólo eso. Ir al mediodía siempre es también una buena idea porque evitaremos las aglomeraciones de estos días, así como decidirnos a comprar esa prenda de marca o muy cara ahora bien rebajado, pues así ahorraremos mucho dinero. Una camiseta de 10 euros al 30% no es importante, pero un abrigo de 300 euros al 50% de descuento sí es una compra inteligente.