¿Cómo funciona una ETT (Empresa de Trabajo Temporal)?

Una ETT es una Empresa de Trabajo Temporal, una lugar donde acuden tanto empleados necesitados de ‘algún trabajito’ como empresas que requieren un trabajo muy específico y puntual (normalmente).

Una ETT es una Empresa de Trabajo Temporal, una lugar donde acuden tanto empleados necesitados de ‘algún trabajito’ como empresas que requieren un trabajo muy específico y puntual (normalmente).

¿Qué es una ETT? Como su propio nombre indica, es una empresa que contrata empleados y los cede a otras empresas de manera temporal; por ejemplo, si una empresa necesita una secretaria, puede ir a una ETT, que ellos busquen esa empleada y la contraten y se la ceda durante un tiempo a la empresa que la buscaba.

‘¿Por qué hacen esto?¿Es más barato contratar así?’ En realidad no: la empresa final paga más por contratar ese empleado a través de una ETT, pero le reporta otras ventajas: no requieren buscar personal (lo busca la ETT por ellos), no requieren hacer trámites administrativos, etc…Las empresas estudian qué prefieren (qué les es más rentable).

‘¿Y el trabajo es siempre temporal?’ De partida si, pero muchos trabajadores (una tercera parte) suelen acabar trabajando para la empresa final, es decir, son contratados por la empresa donde han realizado finalmente su trabajo.

‘Entonces, ¿se cobra mucho menos al estar contratado por una ETT?’. En realidad, no: el trabajador cobra lo mismo que si le hubiera contratado la empresa final; es la empresa quien paga más a la ETT.

Es una buena forma de encontrar ‘trabajillos’ y de salir adelante durante un tiempo, además de, como hemos comentado, poder acabar trabajando en una empresa en la que se ha empezado a trabajar a través de una ETT.