Declarar ingresos obtenidos de un blog o una web: pasos a seguir

Si tienes un blog o una web seguro que en algún momento has pensado: ‘aquí pongo yo publicidad y con las visitas que tengo, me forro y me retiro al Caribe’.

Si tienes un blog o una web seguro que en algún momento has pensado: ‘aquí pongo yo publicidad y con las visitas que tengo, me forro y me retiro al Caribe’.

Al poco tiempo la habrás puesto (ya que con Google Adsense u otros medios como Adlemons es bastante sencillo) y habrás visto que no da tanto dinero como imaginabas (a menos que te lo curres mucho), pero bueno, si tienes paciencia, a medio plazo te llegarán unos ingresos que nunca vienen mal. Y en ese momento vienen las dudas: ¿esto lo tengo que declarar? ¿Hacienda sabe que tengo un blog? ¿voy a acabar en la cárcel con Madoff?. Pues hombre, no hay que exagerar.

Personalmente tengo que decirte que me he encontrado en esa situación y creo que lo peor de todo es que por mucho que busques en Internet, nadie deja 100% claro lo que tienes que hacer: hay versiones contradictorias, opiniones, etc…Así que yo voy a intentar explicarte lo que he aprendido.

Para empezar, existen dos casos:

  • Trabajar para una empresa: si eres un escritor pero la web, blog, red de blogs…es de otro que la explota ‘comercialmente’ (pone publicidad y gana dinero por ello, dinero con el que luego te paga), es él quién te debe de pagar (ya puede ser contrato por obra, en prácticas, indefinido…) y quien debe cotizar a la seguridad social tu parte (o si te tiene contratado como autónomo, debes cotizar tú, claro) y tú debes declarar esos ingresos como rendimientos del trabajo en la Declaración de la Renta (casilla 01); a Hacienda le da igual que trabajes en una tienda vendiendo helados o que trabajes en tu casa escribiendo en Internet, estás trabajando y cobrando por ello, así que lo tienes que declarar.
  • Trabajar por tu cuenta: no me refiero tanto a ser autónomo, sino a que te has montado tu web o blog y has puesto publicidad por tu cuenta y te genera unos ingresos (semanales, mensuales, anuales…da igual). Esos ingresos, siento decírtelo, los tienes que declarar, ya sea 1 euro o 5.000. Pero tienes dos opciones también:
    • Si los ingresos son esporádicos y pequeños (por ejemplo, 100 euros cada 6 meses, etc), únicamente lo tendrás que declarar en ‘Rendimientos de actividades económicas en estimación directa’, en la casilla 106 (Ingresos por Explotación) e indicar ahí la cantidad que has ingresado por Adsense o por otro medio. Para este caso, Martín Códax lo explica muy bien.
    • Si los ingresos son sustanciosos y periódicos estamos en la misma situación de antes: estás realizando un trabajo y cobrando por ello y Hacienda quiere su parte, entonces tendrás que hacerte autónomo, pagar cuotas a la Seguridad Social y declarar por ello. Para este caso, no he encontrado nadie que lo explique mejor que Pablo Burgueño.

Como te he comentado, soy ‘parte interesada’ y creo que son los dos artículos donde las cosas quedan más claras (aunque luego tengas que informarte más para tu caso particular, es una buena introducción). También te recuerdo que hay otras opciones.