Reventa de entradas en España: ¿Es legal o ilegal?

Con todo esto de que este año llevamos seis partidos Madrid-Barcelona (dos de liga, dos de Champions, Copa del Rey y Recopa), mucha gente está haciendo negocio con la reventa.

Con todo esto de que este año llevamos seis partidos Madrid-Barcelona (dos de liga, dos de Champions, Copa del Rey y Recopa), mucha gente está haciendo negocio con la reventa.

Y han salido noticias de gente revendiendo entradas en la calle, gente que ha pagado burradas por ver el partido, etc…y siempre que salen estas noticias, se plantea la misma pregunta: ‘¿pero la reventa no es ilegal en España?’.

Lo primero es aclarar este punto: la reventa de entradas como tal, es ilegal en nuestro país, aunque hay trucos; es como la prostitución: aunque hay gente que lo niega, la prostitución en España no es legal, aunque hay gente que dice ‘pero si cerca de mi casa hay un puticlub’, pues tengo que decirles que no es verdad: lo que habrá será un local de copas, de citas o de señoritas/os de compañía, donde tú pagas por un servicio o producto determinado (por ejemplo, tomar un copa, ver un streptease…) pero no por tener relaciones con esa persona; si luego tú y esa persona os vais a donde sea y hacéis lo que sea y alguien paga por esas actividades, eso no es legal (por decirlo de otra manera, esa actividad no paga impuestos y, como tal, es dinero negro).

Con la reventa de entradas ocurre lo mismo: no es legal (aunque hay ‘huecos’ legales), esa actividad no paga impuestos y por eso lo que hace la gente en portales de Internet es vender, por ejemplo, un bolígrafo por 500 euros y, de paso, regala una entrada para un partido, concierto o lo que sea. Así se evita problemas de todo tipo.

‘Pero yo conozco webs que se dedican a la reventa de entradas. ¿Cómo es posible?’. Es cierto, esas webs existen, como Tengo Entradas o Todo Entradas, aunque, en realidad, no revenden ellos las entradas: lo que hacen es hacer de intermediarios entre compradores y vendedores y, si pueden, se llevan una comisión o ganan dinero de publicidad; la comisión se la llevan por ofrecer un ‘servicio de valor añadido’: por ejemplo, una de las webs ofrece al comprador publicidad y visibilidad de sus entradas y al vendedor acudir a un sitio ‘reconocido’ (no un foro perdido por Internet, que puede entrar cualquiera) y, además, ofrece un servicio de garantía sobre la procedencia de las entradas, la autenticidad de las mismas, etc…pero no revenden las entradas como tal.