¿Por qué sube el Euribor? Subida en las cuotas de la hipoteca

El Banco Central Europeo tiene la culpa de que los hipotecados españoles vean con creciente temor el ascenso imparable del Euribor. Y va a ir a peor a lo largo del año.

El Banco Central Europeo tiene la culpa de que los hipotecados españoles vean con creciente temor el ascenso imparable del Euribor. Y va a ir a peor a lo largo del año.

Desde que empezó la crisis, al menos teníamos una buena noticia recurrente que llevarnos a la boca: el Euribor, índice tipos de interés de alcance europeo que se utiliza para fijar las cuotas mensuales de la mayoría de hipotecas en nuestro país, estaba en mínimos históricos, abaratando o al menos no encareciendo unas letras hipotecarias a las que el ciudadanos medio español dedica en muchas ocasiones más del 50% de su sueldo, más de la mitad de lo que ingresa una familia tipo española se esfuma única y exclusivamente en pagarse el techo.

Pero los tiempos, aunque en España no se note, han cambiado. Europa ya no va tan mal, y esta es, a grandes rasgos, la gran razón por la cual el Euribor empiece la semana por encima del 2,13%, cuando a principios del año pasado apenas llegaba al 1,2%. Lleva ya 14 meses de tendencia alcista seguida, y los expertos calculan que acabará el año por encima del 2,5%, aunque, respiremos, nunca por encima del 3%.

La subida o bajada del Euribor depende casi en exclusiva de lo que decida hacer el Banco Central Europeo con los tipos de interés. Dado que la gran misión del BCE es mantener a raya la inflación, en época de expansión económica los sube para no ‘recalentar’ la economía, lo que provoca inmediatamente una subida del Euribor. Como al resto de Europa ahora le va medianamente bien, está empezando a subir los tipos. Cuando toda Europa estaba en recesión, bajaba los tipos de interés, el precio del dinero, para animar a la economía, y por ello el Euribor no solo no subía, sino que bajaba. Lo malo para España es que ahora nos encontramos con tipos de interés altos (Euribor alto) cuando nosotros aún no hemos salido de la crisis. Es lo malo de estar en la Unión Europea, que poco podemos hacer al respecto. Quizá si la crisis griega, la más profunda de Europa, se mantiene o incluso va a peor, podamos ver como el BCE se relaja a la hora de subir los tipos, y por lo tanto el Euribor no suba tanto como se prevé.

Para seguir su evolución día a día, pues día a día cambia: euribor.com