Ahorrar en películas: ver películas gratis y de manera legal

El otro día lo hablaba con un compañero: hace meses que no voy al cine; y no es porque vea muchas películas en casa, porque la verdad es que no veo ni películas ni series.

El otro día lo hablaba con un compañero: hace meses que no voy al cine; y no es porque vea muchas películas en casa, porque la verdad es que no veo ni películas ni series.

¿Será que veo menos la tele?. Además de eso, la gente, con la crisis, va menos al cine (y con la calidad actual, menos aún…aunque se quiera echar la culpa a la piratería). Gracias a la TDT tenemos muchas opciones en casa para ver películas gratis y en abierto, sin tener que desplazarnos al cine, pagar una entrada realmente cara y, si tenemos mala suerte, aguantar a alguno comentando toda la película (y a mi me encantaba ir al cine, ¿eh?).

Pero es que, además, existen formas de ver películas y series en casa de manera legal (no hablo de descargas ilegales); algunas son gratuitas y otras de pago:

  • Televisión de pago: varias de estas plataformas ofrecen un catálogo de películas y series que puedes ver en cualquier momento, algunas gratuitas y otras de pago.
  • Televisión con Internet: más de una marca de televisión ya ofrece televisores con WiFi y funciones de conexión a Internet; por ejemplo, Sony ofrece canales especiales de ciertas cadenas (Antena 3, la Sexta…) donde puedes ver sus series y programas repetidos (y gratis). Además te ofrecen conexión a Youtube y otros portales de video, para ver repeticiones, programas antiguos, cortos, películas antiguas…Todo legal. También ofrecen una opción de videoclub de pago.
  • Netflix: esta plataforma llegará a España el próximo enero y es, para entendernos, el Spotify de las películas; por poco más de 5,5 euros al mes (piensa cuánto te cuesta una entrada de cine o alquilar una película) te ofrece acceso ilimitado a su catálogo de películas. En España no acabamos de entender eso de ‘pagar’ cuando puedes tener algo gratis (aunque no sea legal) pero si tienes en cuenta que tienes un catálogo enorme, donde quieras, cuando quieras, con buena calidad…en lugar de ‘la otra opción’, es algo para tenerlo muy en cuenta.

Feliz verano!