¿Qué son las SICAV? ¿Qué ventajas tienen?¿Cómo invierto en ellas?

Esto de las SICAV lo llevo oyendo tiempo y la verdad es que he leído y oído muchas cosas erróneas sobre ellas, ya que no todo el mundo lo acababa de tener claro.

Esto de las SICAV lo llevo oyendo tiempo y la verdad es que he leído y oído muchas cosas erróneas sobre ellas, ya que no todo el mundo lo acababa de tener claro.

‘¿Qué son las SICAV?’. Las SICAV son Sociedades de Inversión de Capital variable que, explicado de otra manera, son instituciones de inversión colectiva. Esto que parece tan ‘complicado’, se resume en que son asociaciones de inversores que quieren juntar mucho dinero para poder invertir con más fuerza. Tienen unos requisitos especiales: ha de haber un mínimo de 100 inversores y el capital mínimo de un SICAV son 2.4 millones de euros.

‘¿Por qué son tan famosas las SICAV? Parecen fondos de inversión ¿Qué ventajas tienen?’. Tienen o, mejor dicho, tenían, ventajas: la ‘gracia’ de las SICAV (hasta finales del 2010) era la siguiente (se explica mejor con un ejemplo): imagina que tienes 10 millones de euros y los metes en una SICAV; ahora imagina que inviertes muy bien y en 5 años (por ejemplo) han generado otros 10 millones de euros de beneficio; de ese beneficio, de partida, sólo pagabas un 1% de impuestos mientras no tocases el dinero. El beneficio se conseguía de comprar y vender acciones, invertir, etc…como en fondos de inversión.

El día que quisieras coger el dinero, podías sacar hasta 10 millones (es decir, hasta la inversión inicial) sin pagar un euro más a Hacienda; el día que sacases un euro más, ya te tocaría pagar impuestos como al resto (tributan como IRPF, ya que son empresas)

‘No entiendo. Al final, es lo mismo que un Fondo de Inversión, ¿no?. No tiene ventajas’. Además de otras ventajas, si que tenía una gran ventaja: volvemos al ejemplo de antes: imagina que tú metes 10 millones en un fondo de inversión y lo duplicas en 5 años; ahora imagina que quieres sacar 10 millones (la mitad); pues bien, ese día, ya tendrás que pagar un 21% (por ejemplo) de los beneficios; a diferencia de las SICAV, en un Fondo de Inversión, desde que sacas un euro, parte ya se lo lleva Hacienda, en cambio, en las SICAV, eso no ocurría, con lo que los ‘millonarios’, podían dejar ahí el beneficio durante años (generando más dinero) y ‘aplazar’ el pago de impuestos, mientras que el resto de los mortales tenemos que pagar desde el primer día.

‘¿Por qué se permitía esto en España?’
. Básicamente porque también se hacía en otros países y porque era mejor que se invirtiera el dinero aquí que en otro país.

‘¿Y qué son los mariachis?’. Los mariachis, referidos a las SICAV, son ‘hombres de paja’: como te he comentado, una SICAV requiere tener 100 inversores o más, con lo que, de partida, un ‘rico’ no puede aprovecharse por si solo de esas ventajas fiscales; pero los ricos son listos (o pagan a gente lista) y hacían lo siguiente: el 99% del dinero del SICAV (por ejemplo) lo ponía un inversor (un rico) y el 1% restante se dividía entre 99 pequeños inversores (llamados mariachis). De esta manera, muchos ricos y famosos, tienen sus propias SICAV (donde invierten ellos solos y 99 mariachis, disfrutando de estas ventajas).

‘Me gusta la idea. ¿Cómo invierto en una SICAV?’. El las SICAV particulares de los ricos no te dejarán entrar porque son ‘privadas’; por otro lado, muchos bancos, por ejemplo, tienen SICAV y puedes acudir a ellos o invertir en SICAV (que venden acciones en bolsa, como si fuera una empresa más, aunque lo hacen en el MAB (Mercado Alternativo Bursátil)).

‘¿Por qué dices que tenía ventajas? ¿Ya no las tiene?’. Bien por la crisis o bien porque la gente se escandalizaba de esta situación, a finales de 2010, el Gobierno quitó esos privilegios a las SICAV, de manera que tributan (pagan impuestos) desde el primer euro que mueven de la SICAV. Para evitar que, de repente, se fueran a otro país con todo el dinero, el gobierno incluyó la ley el cobro de impuestos de SICAVs creadas en otros países. Por este motivo, las SICAV ya no son lo que eran.

‘¿Por qué se dice que los grandes millonarios españoles no pagarán el impuesto de patrimonio ya que tienen todo su dinero en las SICAV? ¿Eso es cierto? ¿Ese dinero no cuenta como patrimonio?’. En realidad las SICAV, como hemos comentado, son empresas y tributan IRPF, no les afecta el impuesto de Patrimonio; lo que ocurre es que el patrimonio de sus participantes, si que aumenta y si que les tocaría pagar el impuesto de patrimonio; otra cosa es que los ricos puedan realizar ‘movimientos’ que les permitan evitar el impuesto de patrimonio, bien con una SICAV que tenga los bienes a nombre de una empresa (y no de una persona física) o bien invirtiendo el dinero, por ejemplo, en bienes inmobiliarios de una empresa, por lo tanto no cotizan el impuesto de patrimonio (como ha hecho Amancio Ortega).