WhatsApp: la forma de ahorrarte dinero en mensajes (SMS)

Recuerdo que hace unos meses veía un anuncio en la calle de un nuevo móvil y lo que destacaba era una aplicación de móvil llamada WhatsApp. Y ahora entiendo por qué

Recuerdo que hace unos meses veía un anuncio en la calle de un nuevo móvil y lo que destacaba era una aplicación de móvil llamada WhatsApp. Y ahora entiendo por qué

Y es ese tipo de cosas que, en cuanto la oyes una vez, no dejas de oirla: te la cuentan amigos, la ves en la tele, la lees en un periódico…y, al final, acabas por probarla; y empiezas a comentarla con todo el mundo.

¿Qué es Whatsapp? Pues, para simplificarlo, es un chat de móvil; ya está; es como el Messenger que se puso de moda hace ya unos cuantos años, pero de móvil http://www.whatsapp.com/, es decir, si con el Messenger de Microsoft tenías que mandar un correo a tus contactos y ellos tenían que tener instalada la aplicación, en este caso es igual: tu verás en tu WhatsApp a todos tus contactos (todos aquellos que tengas su móvil) y que tengan ya instalada la aplicación.

¿Cuánto cuesta la aplicación?. Nada: es gratuito todo, tanto descargarla como enviar los mensajes. Lo que si te costará dinero es contratar datos (tarifa de datos en el móvil) si quieres poder usarlo en todo momento y lugar; si no, también funciona con WiFi.

¿Tiene alguna limitación? De número de caracteres no tienes ninguna y puedes mandar fotos, lugares, videos…lo que quieras. Puedes crear grupos o hablar uno a uno.

¿Qué ahorro supone? Pues, de partida, supone que si muchos de tus contactos lo tienen, ya no les mandes SMS, sino que le mandes un WhatsApp o incluso llamadas cortas de ‘ya llego’, ‘¿dónde estáis?’, te las ahorres y mandes un mensajito. Es más útil de lo que te imaginas. Sobretodo, si ya tienes contratados datos en el móvil, no te costará nada utilizarlo.

Está disponible en casi todas las plataformas: Iphone, Android, Blackberry, Nokia…pero eso sí, sólo está (por lo menos por ahora y creo que durará) disponible para móvil (no para ordenador de sobremesa o portátil).