Declaración de la Renta paralela, reclamaciones de Hacienda

Cada año presentamos solo una Declaración de la Renta, pero pueden convertirse en dos si Hacienda observa alguna irregularidad en nuestros números anuales.

Cada año presentamos solo una Declaración de la Renta, pero pueden convertirse en dos si Hacienda observa alguna irregularidad en nuestros números anuales.

Una vez presentada la Declaración de la Renta, y normalmente pasado el verano, empiezan a llegar las temidas cartas de Hacienda hablando de la necesidad de realizar una declaración paralela. Antes de empezar a temblar solo con pensarlo, es mejor informarse bien de en qué consiste eso.

Año tras año, Hacienda recibe alrededor de 15 millones de declaraciones de la Renta, y si bien se supone que revisan una por una todas ellas, en realidad cuando no hay datos ‘que canten’: mucho dinero a pagar al contribuyente, muchos ingresos para alguien muy joven, pocos ingresos para alguien con mucho patrimonio, grandes diferencias de un año a otro, etc (todo esto se basa en un programa informático que hace saltar automáticament este tipo de cifras a partir de un barómetro que año a año realiza Hacienda) no las revisan. Aún así, se calcula que más de un millón de ciudadanos recibe cartas de Hacienda con propuestas de Declaración Paralela, es decir, una Declaración de la Renta hecha por Hacienda que sustituye a la que el propio contribuyente había realizado. Tenemos dos opciones: aceptarla y por tanto aceptar los términos de pago o cobro que nos proponen, tras lo cual deberemos pagar en pocos días o seremos pagados en pocos días (dependiendo de lo que resulta de la paralela) o denegarla. Para ello deberemos presentar en Hacienda nuestra reclamación diciendo en qué y porqué no estamos de acuerdo, todo refrendado por las facturas y extractos bancarios correspondientes.

Hay que decir que si notamos tardanza a la hora de cobrar de Hacienda podemos ir a preguntar a nuestra delegación correspondiente, y allí pueden informarnos de que nuestra Declaración está siendo estudiada por algún posible error. En ese caso podremos ya solicitar o presentar nosotros una Declaración Paralela si sabemos de qué puede tratarse el error, y así ganar tiempo.