Oportunidades profesionales en la Unión Europea, CV Europass

Acaba de abrirse una nueva ventana al empleo en forma de convocatoria profesional para la Unión Europea en sus diferentes instituciones. Pero hay que saber cómo presentarse.

Acaba de abrirse una nueva ventana al empleo en forma de convocatoria profesional para la Unión Europea en sus diferentes instituciones. Pero hay que saber cómo presentarse.

Llevamos repitiéndolo ya varios meses, quizá tantos como dura ya esta crisis que parece no tener fin. Ahí fuera también hay crisis, pero menos. Un ejemplo de lo que ofrece salir fuera de nuestras fronteras es EPSO, la página de contratación centralizada de la Unión Europea. Hoy mismo han publicado su ciclo de ofertas profesionales en el nivel Administrative con petición de Europass. No os asustéis, lo vamos a explicar.

La Unión Europea hace una convocatoria anual de empleo dividido por áreas temáticas (comunicación, política exterior, auditoría y derecho, principalmente) y con dos niveles diferentes de exigencia: Assistant, cuyos niveles dentro del escalafón la de Unión Europea van del 1 al 11, y Administrative, cuyos niveles van del 5 al 16 (máximo). La única diferencia entre uno y otro es la formación previa requerida, que en AD es de licenciatura y posiblemente master y en AS es de Formación Profesional o experiencia previa que lo supla. El hecho de que desde el nivel 5 hasta el 11 coincidan ambas categorías hace posible un amplio grado de promoción interna para todo el mundo.

El primer y quizá más importante paso para poner un pie en Bruselas (o en Luxemburgo, las ciudades sede de la inmensa mayoría de instituciones de la UE) es completar el profile que EPSO pone a nuestra disposición, y lo más importante dentro de ese profile es el CV Europass. Simple y llanamente, se trata del formato de currículum vitae que la UE exige a sus candidatos. Es tan simple como bien estructurado, con espacio reservado para logros y necesidad en todo momento de poner fechas exactas. Su misión es hacer más sencillo el cotejo de los miles de currículums que llegan a diario a las instituciones europeas a través de EPSO. Echando un ojo a este currículum es evidente un detalle: en las Organizaciones Internacionales en general y en la Unión Europea en particular se piden capacidades, no conocimientos. La imagen de opositor español encerrado en su habitación 4 años para estudiar una carrera no funciona fuera. El CV Europass hace hincapié en nuestros logros profesionales, en nuestras cualidades, en qué podemos aportar al puesto para el que nos postulamos. Eso abre el abanico para casi todos.