Las empresas buscan información de los trabajadores en Internet

Somos muchos los que tenemos cuidado cuando nos etiquetan en una foto en Facebook o sobre lo que escribimos o publicamos en cualquier red social de las múltiples existentes…

Somos muchos los que tenemos cuidado cuando nos etiquetan en una foto en Facebook o sobre lo que escribimos o publicamos en cualquier red social de las múltiples existentes…

…a mi, en particular, es porque hay determinadas fotos que, aunque no estés haciendo nada malo (no borracho, ni fumando, ni nada indecente…), pues no te apetece que te etiqueten y que, por ejemplo, alguien de tu trabajo vea una foto que, sin ser nada ‘grave’, no te apetece que vean (por lo menos sin poder ‘explicarla’).

Estos ‘miedos’ cobran importancia con el informe sobre redes sociales y mercados de trabajo en España que acaba de publicar Infoempleo y Adecco; en él se comenta que, por un lado, la gente utiliza las redes sociales para encontrar empleo por internet y que, por otro (y más importante), las empresas y departamentos de recursos humanos utilizan estas redes sociales (las personales y las profesionales) para obtener información de sus posibles candidatos.

Esto puede tener un lado bueno: si aprovechas bien tus redes sociales y cuentas todo lo que puede ser interesante para un posible trabajo, las empresas te verán; pero también tiene un lado malo, que es que tienes que cuidar las redes sociales, tanto por tenerlas actualizadas y completas, como por ver qué escribes, quién escribe sobre ti y qué haces en ellas.

Imagina que eres una empresa que está buscando un candidato y ves que uno de los que más te interesa está suscrito a grupos ‘comprometedores’ (en cualquier sentido) o que le encanta presumir en una red social de lo mucho que se escaquea de su trabajo…Son ejemplos exagerados, pero que te ayudarán a hacerte una idea de lo que debes y no debes hacer en la red.