Las mejores oportunidades para invertir en Bolsa

Invertir en Bolsa siempre es un riesgo, eso es indudable, pero hay menos riesgo en unas empresas que en otras. Habrá que buscar bien para encontrar lo mejor.

Invertir en Bolsa siempre es un riesgo, eso es indudable, pero hay menos riesgo en unas empresas que en otras. Habrá que buscar bien para encontrar lo mejor.

Poner un dineral en Inditex hoy, o gastarnos nuestros ahorros en una constructora o en el BBVA cuando estábamos en pleno boom inmobiliario puede parecer una gran idea, pero primero es difícil que se nos ocurra en el momento preciso (es decir, antes de que ya hayan subido esos valores); segundo, es más difícil aún ver venir el peligro y vender a tiempo para no perder la inversión; y por último, siempre hay más rentabilidad en lo que no está tan trillado. Por todo eso, es una gran idea mirar hacia las pequeñas empresas que no levantan tanto ruido para jugarnos nuestro dinero en Bolsa. Porque, ojo, la Bolsa siempre consiste en jugarnos el dinero, así de claro.

Menor liquidez, es cierto, pero cuentas más saneadas son las credenciales de la pequeñas empresas en Bolsa. Factset aconseja invertir en 25 empresas españolas a día de hoy, pues bien, solo 7 de ellas son del Ibex35, siendo las otras 18 empresas pequeñas de índices bursátiles menores. Ahí van las más recomendadas entre las recomendadas a día de hoy:

  1. Pescanova.
  2. Adveo.
  3. Fluidra.
  4. Europac.
  5. Vueling.

Estas buenas perspectivas se deben sobre todo al menor nivel de deuda. Una gran empresa quizá pueda permitirse (o eso creen ellas) una mayor deuda en su balance, pero para una pyme o empresa de no gran tamaño esto es casi imposible, al no tener la capacidad de maniobra para manejar una gran deuda si vienen mal dadas. Ni que decir tiene que en tiempos de crisis esta es una gran idea. Otra buena noticia es que este tipo de empresas de no gran tamaño suelen tener los pies y las miras en el suelo, es decir, sus balances se suelen mover por cuestiones tangibles, no tanto por incertidumbres o percepciones subjetivas de los mercados. Mayor tranquilidad, por tanto.