Nuevas comisiones bancarias, pagar por sacar nuestro dinero

Pagar, pagar y volver a pagar. Esta es básicamente la solución que han encontrado los bancos a su ciris. Que la paguemos todos. Y de una forma bastante oculta.

Pagar, pagar y volver a pagar. Esta es básicamente la solución que han encontrado los bancos a su ciris. Que la paguemos todos. Y de una forma bastante oculta.

Que el sector inmobiliario, lastrado por la locura del ladrillo, está más hundido que nunca es evidente. El gobierno sanea con dinero público, la Unión Europea se enfada con nosotros porque no acabamos de hacer las cosas bien… Y al final el que lo paga, como siempre, es el ciudadano de a pie. Hay quien viene diciendo estos días que los beneficios se privatizan pero las pérdidas se socializan. Dejemos este debate a un lado para ver cómo afecta a todo ahorrador normal este descalabro de las finanzas patrias. En forma de comisiones novedosas, claro:

  • Bankinter: cobra a todo aquel que no sea cliente de la entidad al realizar un ingreso en efectivo en sus ventanillas o cajeros ingresadores. Varía según el ingreso que hagamos.
  • BBVA: desde hace poco, nos cobran por sacar en cualquier cajero Servired que no sea del propio BBVA, cosa que antes no pasaba. Y además han cerrado un buen número de sucursales, por lo que tenemos que elegir entre el paseíto o pagar la comisión. Suele ser de unos 3 euros.
  • Barclays, Santander, BBVA, Banco Popular y Bankinter: cobran una comisión por cada apunte en cuenta.
  • Banco Popular: cobra medio euro por cada vez que saquemos dinero en ventanilla en una sucursal distinta a la sucursal donde abrimos la cuenta. Pagar poque nos dejen usar nuestro dinero… Bankia y Banca Cívica lo contemplan como posibilidad.
  • Santander y BBVA cobran 1,5 euros por cada pago con cheque que realicemos en una sucursal distinta a la sucursal en la que abrimos nuestra cuenta corriente.

En fin, muchos y variados ejemplos de letra pequeña en la que a veces no reparamos porque no parece mucho dinero, pero que realmente suponen un buen pico a lo largo del año. Y esto va a peor…

Bancos que aceptan dación en pago, nueva ley inmobiliaria

Más de 80 entidades financieras se han acogido al código de buenas prácticas del Gobierno, que incluye la dación en pago como cláusula estrella. Veamos si hemos tenido suerte.

Más de 80 entidades financieras se han acogido al código de buenas prácticas del Gobierno, que incluye la dación en pago como cláusula estrella. Veamos si hemos tenido suerte.

La dación en pago es quizá el término económico más esperado de los últimos tiempos, y sin lugar a dudas el más repetido por el español medio, el que de verdad sufre la crisis. Tanto es así que el Gobierno, por fin, tuvo que hacerse eco de la petición popular e incluir esta fórmula en su programa legislativo. Pero lo hizo de una forma sui generis. Para acogernos a la dación en pago (dar nuestra casa como pago de la deuda inmobiliaria que ya no podemos pagar) debemos estar en una situación límite que convine familia en paro, falta de ingresos, precio máximo de la vivienda… Al final no son muchos lo que podrán acogerse,pero además tiene otra ‘trampa’: son los bancos (y las antes conocidas como cajas de ahorro) los que tienen que sumarse, de forma voluntaria, al código de buenas prácticas promovido por el Gobierno y en el que se incluye la dación en pago como pilar básico. Es decir, si nuestro banco en cuestión (en el que tenemos contratada la hipoteca, se entiende) no quiere acogerse a este código de buenas prácticas, da igual nuestra situación, no podremos acogernos a la medida.

Por ello, lo mejor es hacer una lista (todo lo exhaustiva que hemos podido, pero lo mejor es siempre preguntar a nuestro comercial de confianza, pues pueden hacerse excepciones a la regla) de las entidades que sí se acogen a esta medida en la inmensa mayoría de los casos, si bien la lista total asciende a más de 80 entidades que se acogen en situaciones concretas y que se publicaron recientemente en el BOE:

  • Banco Santander.
  • Caixa Catalunya.
  • Evo Banco.
  • Bankia.
  • Bankinter.
  • Grupo Caja Rural.
  • Banco Sabadell.
  • BBVA.
  • Banco Pastor.
  • Banco Popular.
  • Deutsche Bank (en casos excepcionales, pues como norma general los bancos extranjeros afincados en España, como el Banco Espirito Snato, por ejemplo, no acatan este código de buenas prácticas).
  • Unicaja.

Notar aquí que las fusiones últimamente tan de moda en nuestro sistema financiero no lo son tanto en cuanto a la dación en pago. Hay grandes grupos bancarios de nuevo cuyo que solo aplican la dación en pago a sus activos inmobiliarios pertenecientes a alguna de las sociedades fusionadas, no a todas.

Los mejores depósitos online asequibles, condiciones especiales

El depósito a plazo fijo, ese maná caído del cielo en tiempos de turbulencias financieras, es mejor cuanto más online busquemos. Pero, como siempre, no todo son buenas noticias.

El depósito a plazo fijo, ese maná caído del cielo en tiempos de turbulencias financieras, es mejor cuanto más online busquemos. Pero, como siempre, no todo son buenas noticias.

Hace ya varios años, curiosamente desde que la crisis aconseja despedir gente pero también lógicamente desde que el acceso a Internet es tan común como el móvil o el propio ordenador, que los bancos tradicionales se volcaron en la creación de sucursales online. Con mayor o menor independencia de los bancos madre, estas financieras por Internet suelen ofrecer mejores condiciones que las oficinas de toda la vida, y son el protagonista principal de la Guerra de Depósitos 2012, la lucha por ver quién da más. Empecemos por ver lo mejor de lo mejor en cuanto a depósitos asequibles (3.000 euros de cantidad mínima), poner los dientes largos, para luego ver las condiciones especiales que marca la normativa:

  • Depósito Online Activobank: Depósito Activo Anual, en concreto, con vencimiento a 12 meses y un 4% (TAE) de interés.
  • Depósito iBanesto: en concreto el Depósito Azul 15, como su propio nombre indica a la extraña cifra de 15 meses de pazo y un 3,25%
  • Depósito Bankia Online: Depósito Más y Más como opción más apetecible, a un año y al 3,55% de interés.

Ahora viene la parte menos apetecible, las condiciones. Por un lado, las mejores ofertas las reservan para cuasi millonarios. Por ejemplo, el Depósito Cristiano Ronaldo del BES nos obliga a poner al menos 30.000 euros y dejarlos quietos. Otra condición especial suelen ser los clientes VIP, aquellos que cumplen (o no) una determinada condición, como por ejemplo en ING DIrect, donde dan 100 euros en mano a todo aquel que no haya domiciliado la nómina con el banco, pero no al resto por muy buenos clientes que sean. Otra no tan buena noticia es que a estos depósitos también se les aplica la retención normal de IRPF, que ahora se sitúa en el 21% de la ganancia, eso es, de los intereses que obtengamos.

En resumidas cuentas, las mejores ofertas en depósitos a plazo fijo se encuentran en Internet, sí, pero hay dos divisiones claramente diferenciadas: la segunda, con rentabilidades atractivas pero similares a las de la banca en persona, y una primera y suculenta primera división con rentabilidades estratosféricas (por encima del 4%) que sin embargo nos exigen tener y querer parar mucho dinero. Y por cierto, aún no está claro cómo va a quedar el lío de la Ley Salgado, esa que no permite las rentabilidades muy por encima de Euribor, en un contexto en el que además el Euribor baja… ¿Les saldrá a cuenta a los bancos pagar multas por dar demasiada rentabilidad en vez de perder pasivo por no tener ofertas llamativas para sus clientes? Seguiremos informando.

Campaña Damos Crédito Bankia, préstamos al consumo

Si necesitas dinero rápido, los créditos al consumo pueden ser el mal menor. El grifo parece cerrado, pero hay quien sigue ofertando este tipo de producto financiero.

Si necesitas dinero rápido, los créditos al consumo pueden ser el mal menor. El grifo parece cerrado, pero hay quien sigue ofertando este tipo de producto financiero.

Bankia, dícese de la fusión de Caja Madrid, Bancaja, Caja de Ávila, Caja de Canarias, Caixa Laietana, Caja Segovia y Caja Rioja, revolucionó el mundo financiero hace ya meses conviertiéndose en el mayor monstruo (perdón, grupo) de cajas de país. Pero es cierto que a la hora de la verdad no revolucionó el mercado de los productos financieros, nada nuevo aportó. Quizá una vez consolidada la fusión, y aunque corren malos tiempos para las finanzas parece que poco a poco quieren cambiar esa visión. Para empezar, con un producto delicado: los créditos al consumo.

La Caja presidida por Rodrigo Rato acaba de lanzar la campaña Damos Crédito a tus Ilusiones, rimbombante título que quiere decir básicamente…

  • TIN: 10,5% (que al final se queda en un TAE rondando el 12% para créditos d euros 10.000 euros, para hacerse una idea).
  • Línea de crédito de 6.000 millones de euros en total.
  • Máximo: 500.000 clientes.
  • Para clientes de la entidad o nuevos clientes en las mismas condiciones.
  • Hasta 30.000 euros de forma inmediata.
  • Canales: telefónico, Internet, oficinas o cajeros automáticos.
  • Sin comisión de estudio.
  • Para accionistas de Bankia, sin comisión de apertura. Para los no accionistas, comisión del 2% por apertura.
  • Si te conceden un crédito de al menos 5.000 euros, entras en un sorteo de 20 iPad2

Este gigante de las finanzas tiene ya más de 11 millones de clientes, así que con lo mal que está la situación económica en España clientes no le van a faltar para su nuevo producto. Dicho esto, no hay porqué lanzar las campanas al vuelo, solo estamos ante un crédito al consumo más, caro como todos pero respaldado por un gigante del dinero y una campaña publicitaria acorde. El consejo siempre es el mismo: si no es total y absolutamente necesario, mejor no recurrir a este tipo de créditos.

¿Cuánto cobran en comisiones por descubierto en cuenta corriente?

A todos nos ha pasado: un cobro inesperado por aquí, un retraso en el pago por allá y cuando nos queremos dar cuenta, estamos en números rojos. Y eso se paga.

A todos nos ha pasado: un cobro inesperado por aquí, un retraso en el pago por allá y cuando nos queremos dar cuenta, estamos en números rojos. Y eso se paga.

Muchas veces ocurre sin querer, no poque seamos morosos de profesión, sino por despiste. Nos cobran el recibo de la tarjeta antes de ingresarnos la nómina, traspasamos demasiado dinero de una cuenta a otra sin prever gastos futuros… El caso es que sin darnos cuenta, dejamos nuestra cuenta corriente en números rojos, y claro, eso lleva un coste.

Empecemos por definir qué es lo que nos cobran: un préstamo. En la letra pequeña de todo contrato bancario (o casi todo) viene estipulado que, si por ejemplo tenemos 20 euros en la cuenta corriente y nos pasan un recibo domiciliado de 30 euros, los 10 euros que nos faltan nos los adelanta el banco para que no nos quedemos con deudas con terceros. Pero claro, no nos los presta gratis. Dependiendo del montante total que tenga que ‘prestarnos’ (hemos dado nuestro consentimiento al préstamo en la citada letra pequeña) y del tiempo durante el cual nos lo tenga que prestar, pagaremos más o menos comisiones, es decir, intereses del préstamo sui generis en cuestión.

Así, cada banco hace sus cuentas y esto es lo que nos cobran los gigantes financieros de este país (en concepto de descubierto propiamente dicho más intereses por alargarse en el tiempo):

  • Banco Santander: los más careros. 35 euros de comisión por reclamación y mínimo de 18 en concepto de comisión por descubierto. Un pastón… Pero ojo, además cobra el 4,5% del descubierto en caso de superar esos 18 euros. Cuidado.
  • BBVA: casi igual. 30 euros por comisión por reclamación y mínimo de 15 euros por comisión por descubierto o el 4,5% del montante total adeudado.
  • La Caixa: exactamente igual que el BBVA, se han copiado.
  • Bankia: no anda lejos. 35 euros por reclamación y 15 o 4,5% por comisión por descubierto.

Casi mejor no despistarse con el saldo…