¿Mienten las cajas de ahorro?

Somos tontos. No pasa nada por decirlo, porque todos somos tontos y, como el alcoholismo, para curarlo hay que admitirlo. Nos creemos todo lo que nos cuentan.

Somos tontos. No pasa nada por decirlo, porque todos somos tontos y, como el alcoholismo, para curarlo hay que admitirlo. Nos creemos todo lo que nos cuentan.

Nos pasó con la huelga de transportes, con la gripe aviar, con la gripe porcina, con la crisis…con todo: en nuestro mundo si que se cumple eso de ‘una mentira repetida mil veces se convierte en verdad’. Si nos dicen que España va bien, nos lo creemos; si nos dicen lo contrario, nos lo creemos; etc…

Miedo me da la que se puede liar: Caja Castilla la Mancha, conocida también como ‘la intervenida’ , ha reconocido que mintió y que en lugar de tener 30 millones de euros en beneficios, tenían 740 millones en pérdidas.

Quizá no es tan simple y ni lo de antes era 100% falso ni lo de ahora es 100% verdadero, porque se las ingenian para contarte lo que les interesa: es como si tu dices ‘yo tengo un trabajo que gano 3000 euros al mes’; y no cuentas que te gastas 8000 cada mes o que te dedicas a algo poco ‘respetable’. Antes quizá CCM no contaba los gastos en determinado asunto y ahora los nuevos gestores si los cuentan.

De todas maneras, ese no es el problema: nos creemos que nos digan que un banco gana o pierde tanto o que un piso vale esto o lo otro y lo peor no es que te lo creas, lo peor es que actúas conforme a esas creencias: metes dinero en ese banco, compras un piso o votas a un partido sin basarte en nada más que en una campaña publicitaria.

La economía fue bien porque todos creíamos que iba todo bien y gastábamos lo que no teníamos. Ahora va mal porque nos creemos lo que nos dicen y dejamos de consumir, de comprar, de salir, de trabajar…

El tour del empleo, para encontrar trabajo hay que salir a por él

Si el trabajo no va al trabajador, el trabajador ha de ir a por el trabajo. Y en Japón ayudan a los desempleados a que vayan a por él. Es cuestión de lógica.

Si el trabajo no va al trabajador, el trabajador ha de ir a por el trabajo. Y en Japón ayudan a los desempleados a que vayan a por él. Es cuestión de lógica.

El Gobierno de Japón ofrece excursiones guiadas por las calles de Tokio, ¿para turistas? No, eso está muy visto. Para desempleados. Suben a 30 personas por autobús, les piden que vayan aseaditos y currículum en mano y les pasean por todas las puertas en las que ponga ‘se necesita personal’.

Ayuntamientos, diputaciones, gobierno central, presuntos amigos todos, creo que la propuesta es positiva y copiable. Aquí tenéis más información. ¡Queremos ir de excursión!

5 claves para relanzar tu empresa

Hay cosas que un buen empresario, por humilde que sea, ha de tener en cuenta para que su empresa salga airosa de tan difícil situación económica. Toma nota.

Hay cosas que un buen empresario, por humilde que sea, ha de tener en cuenta para que su empresa salga airosa de tan difícil situación económica. Toma nota.

El IESE fue una de las primeras instituciones en darse cuenta de la que se nos venía encima, y se puso manos a la obra para elaborar una lista de consejos encaminados a que las pymes sobrevivieran a la crisis. Son 5 claves que hoy conviene refrescar (adaptadas por este humilde ninja):

  • El negocio no está en vender, está en cobrar: la morosidad está subiendo como la espuma, por lo que es mejor vender menos pero seguro a vender muchísimo pero de incierto cobro. Vende bien, pero mira a quién.
  • Diferenciarse: cuando el consumo disminuye, como está pasando ahora, hay que colocar a nuestro producto por delante de los demás demostrando que de verdad es el mejor, el imprescindible, el más guapo. Innovar en la medida de lo posible es una buena opción para mejorar la salud de sea lo que sea lo que vendamos.
  • La publicidad siempre es necesaria: aunque nuestra familia sea un buen cliente, nunca será suficiente. En tiempos de crisis se tiende a olvidar el marketing y la imagen de empresa. Publicitarnos es una forma de diferenciarnos.
  • No desprenderse de lo bueno que hay en la empresa: los EREs y demás despidos de toda clase producen a menudo un efecto contraproducente, se va el talento de la empresa, y lo que parecía ahorro se convierte en quebradero de cabeza.
  • La Responsabilidad Social Corporativa siempre está de moda: primero porque descuidarla puede ser ilegal, o al menos desastroso para la imagen de nuestra pyme. No sólo hay que ser bueno, también hay que parecerlo.

De acuerdo, muchas de estas claves son de perogrullo, y quizá muchas resulten realmente difíciles de cumplir en tiempos de vacas flacas, pero por intentarlo nada se pierde, ¿verdad?