¿Cómo y cuando se paga el copago sanitario?. Te lo contamos.

El copago sanitario que los políticos se han negado en reconocer ya está aquí y, sin darnos cuenta, se aplica a varios aspectos de nuestra vida, aunque nadie se preocupa de explicarnos cómo.

El copago sanitario que los políticos se han negado en reconocer ya está aquí y, sin darnos cuenta, se aplica a varios aspectos de nuestra vida, aunque nadie se preocupa de explicarnos cómo.

El copago sanitario ha llegado a dos lugares: las farmacias y los hospitales (y, por suerte o por desgracia, parece que ese copago ha hecho el efecto que el Gobierno quería: aparte de recaudar más, dar menos medicamentos). Te explico cómo te van a cobrar en cada uno de ellos.

Sobre las farmacias ya te comentamos cuánto te iban a cobrar, pero no cómo iban a hacerlo: a partir de ahora, cuando un médico te recete un medicamente, puede darte bien una receta escrita a mano que lleva un código determinado o puede darte una receta electrónica; en ambos casos, gracias al cruce de datos con la Seguridad Social, el médico sabrá si debes pagar más o menos por tu medicamento y así lo indicará en la receta; de esta manera, al ir a la farmacia con la receta te cobrarán lo que te corresponda (según seas jubilado, pensionista, parado, desempleado de larga duración, etc…). Además, ahora en Cataluña y Madrid (y las que vayan llegando), te cobrarán un euro más por cada receta que lleves (aunque hay formas de evitar pagar ese euro).

Como sabes, hay un máximo de dinero que se puede pagar al año por las recetas: ¿qué ocurre si ya has superado ese máximo?; el médico debe darte recetas que indiquen que no debes de pagar más dinero por las recetas, pero si lo superases, debes reclamar a la Consejería de Sanidad de tu Comunidad para que, aportando todos los recibos, indiquen que no debes pagar más dinero y que te ingresen el dinero pagado de más; por desgracia, este proceso será lento y costoso (dudo que, en muchos casos, la gente reclame parte de ese dinero o que la administración responda de manera eficaz).

En el copago sanitario acaba de publicar el gobierno que, por ejemplo, a la hora de adquirir ciertos elementos en un hospital (prótesis, sillas de ruedas, etc) se deberá abonar un porcentaje del coste de este elemento; lo que no ha hecho el Gobierno ahora es limitar ese coste dependiendo de los ingresos económicos de cada persona, es decir, paga lo mismo una persona que gane 1000 que una que gane 100.000 euros. Los jubilados y parados no deben pagar nada por este coste.

Lo que no ha aclarado todavía el Gobierno es cómo cobrará este coste: ¿pondrá unas taquillas en el hospital? ¿lo cobrará con la declaración de la renta? ¿mandará la factura a casa como si fuera una multa?. Imagino que la solución es esta última: mandar una factura y crear una especie de unidad de cobros en las consejerías de sanidad: más que nada porque no veo claro que, por ejemplo, antes de operar a una persona para ponerle una prótesis, le pidan la tarjeta de crédito o que adelante el dinero, ya que, en caso de no ponerlo, no le dan la prótesis o no le dan una silla de ruedas para salir del hospital. Pero bueno, hay gente que tampoco ve claro esa opción (dar el servicio y que luego el paciente no pague nunca, como ocurre con algunas multas).

Supongo que lo irán aclarando en los próximos meses.

SAREB: ha llegado el Banco malo a España. Te contamos los detalles

El Gobierno está ultimando la creación del conocido como Banco Malo, o como prefieren llamarlo Sociedad de Gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria S.A. o SAREB.

El Gobierno está ultimando la creación del conocido como Banco Malo, o como prefieren llamarlo Sociedad de Gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria S.A. o SAREB.

Ya te contamos lo que era un Banco Malo (hace unos tres años) pero, a modo de resumen, te diré que es un banco creado a partir de, en nuestro país, el Banco de España, cuyo objetivo es comprar los activos tóxicos (deudas, hipotecas sin pagar, inversiones inmobiliarias dudosas) de otros bancos; el objetivo es ‘sanear’ los bancos españoles y que así, otros bancos del mundo, les presten dinero sin problemas y la economía vuelva a circular.

‘¿Qué es el SAREB?’. El SAREB es este banco malo en España (se ha creado también en otros países) y corresponde a la Sociedad de Gestión de Activos procedentes de la Reestructuración Bancaria S.A.

‘¿Cuál es su función?’. Comprar esos activos tóxicos (a buen precio, se supone, es decir, rebajados…de manera que los bancos ‘sanos’ deben perder algo de dinero y por eso llevan años cubriendo su exposición al ladrillo) y comérselos; en realidad, lo que ocurrirá es que el estado ‘rescatará’ este banco malo, pero los otros estarán saneados y podrán pedir préstamos de otros bancos del mundo.

‘Pero esos activos no desaparecen…¿quién asume esas pérdidas?’.
Pues el estado pondrá dinero para que el banco sea ‘viable’, de manera que lo pagaremos todos (otra vez pagamos los de siempre); se supone que el estado invertirá dinero pero no a fondo perdido, aunque todo el mundo es consciente de que si un banco ‘bueno’ clasifica como tóxico algo, es porque no hay manera de cobrarlo nunca…así que se pierde el dinero.

‘¿Podré invertir en un banco malo?’
. Como poder, podrás…no parece una buena idea…aunque tampoco es nueva; el Gobierno está tanteando a bancos saneados de nuestro país para que inviertan en el banco malo; lo lógico es que no lo hagan, pero igual lo que quiere el gobierno es que otros bancos inviertan algo de dinero para que, a cambio de algún interés, estos bancos asuman parte de la deuda (por lo menos un tiempo) y no la asuma toda el estado.

Corralito financiero en España, Unión Europea en quiebra

Lo de salir de esta crisis empieza a ser ya más una cuestión de fe que una realidad tangible. Las noticias van de mal en peor, y ya hay quien se pone en el escenario más catastrófico posible.

Lo de salir de esta crisis empieza a ser ya más una cuestión de fe que una realidad tangible. Las noticias van de mal en peor, y ya hay quien se pone en el escenario más catastrófico posible.

El panorama no es sombrío, es directamente negro. Cada día que pasa es un día más en crisis, y las finanzas ya no parecen soportar los 4 años de recesión/depresión que llevan a sus espaldas. Como fondo de la cuestión, lo mejor es hacer caso a los expertos.

Uno de ellos, el premio Nobel de Economía Paul Krugman, acaba de señalar este oscuro panorama para los próximos días, que aquí os traducimos con el toque personal ninja:

  1. Grecia se saldrá del euro, sí o sí. Ha fracasado en el intento de formar gobierno y tendrá que convocar nuevas elecciones. La UE no puede esperarles, y solo tienen liquidez para aproximadamente un mes.
  2. Ante el miedo de ser los próximos, los fondos que ahora están en bancos de España e Italia empezarán a volar hacia, principalmente, Alemania. Así empiezan los corralitos.
  3. Llegados a este punto, o el BCE empieza (de nuevo pero a gran escala) a inyectar dinero a los bancos, o la quiebra financiera. La otra solución sería implantar medidas estraordinarias para impedir la retirada masiva de capitales desde los bancos españoles e italianos: a eso se le llama corralito, y sí, es lo que sucedió en Argentina.
  4. Finalmente, Alemania tendrá que cambiar su política actual: ampliar considerablemente el periodo permitido para ajustar el déficit en la eurozona y permitir la inyección de capital público en los países de la periferia europea.

Básicamente, este es el escenario que manejan a día de hoy los sabiondos de Bruselas. La alternativa única a esta locura de acontecimientos sería tan simple como preocupante: el fin de euro.

Debemos preocuparnos, antes de nada, por nuestro bolsillo, y en eso nos fijamos los ninja, pero sin perder de vista que los grandes números antes o después hacen mella en esos maltratados bolsillos. Quizá ya solo nos quede rezar, como parece hacer Krugman en la foto.

¿Qué es la amnistía fiscal?¿Cómo puedo presentarla?¿Me conviene?

El Gobierno ha aprobado una Amnistía Fiscal para aquellas empresas y personas que hayan evadido el pago de impuestos en los últimos años; te vamos a explicar en qué consiste y cuál es el objetivo.

El Gobierno ha aprobado una Amnistía Fiscal para aquellas empresas y personas que hayan evadido el pago de impuestos en los últimos años; te vamos a explicar en qué consiste y cuál es el objetivo.

‘¿Qué es una amnistía fiscal?’. Pues ‘amnistía’ es una ‘extinción’ de la responsabilidad penal, es decir, una forma de ‘perdonar y olvidar’ todo lo que se haya podido hacer antes; en el caso de la ‘amnistía fiscal’ que ha aprobado el Gobierno lo que se pretende es que todas aquellas personas que han evitado pagar impuestos en los últimos años, ahora los paguen, a cambio de no cobrarles demasiados impuestos por ‘declararlos’.

‘¿Se les perdona todo y ya está?’. No: el Gobierno plantea que tanto las empresas como los ciudadanos que tengan dinero ‘negro’ (es decir, no declarado) , en España o en el extranjero, lo digan a Hacienda y éstos, a cambio, solo le cobrarán entre un 8% y un 10% (según el caso) de esos impuestos; a partir de ahí, todo ese dinero será legal y no habrá sanciones, ni intereses de demora, ni recargos ni nada.

‘Pero si no han declarado ese dinero antes es por algo…¿porqué lo iban a hacer ahora?’. Pues por dos motivos: antes no lo declaraban porque, según el caso, puede que tuvieran que pagar hasta un 50% de IRPF (o incluso más en algunos casos) y preferían ‘arriesgarse’ y no declararlo, pensando que si Hacienda les pillaba, ya se apañarían; ahora lo pueden declarar porque saben que solo les cobrarían entre un 8 y un 10% y no habría más multas (en lugar de aquel 50% que les hubiera tocado pagar antes); también saben que el Gobierno ha dicho que no va a haber más amnistías (es decir, no pueden pensar que ya habrá otra y esperar a ver cómo va esta…o eso dice el Gobierno, aunque ocurrió lo mismo en 1991 con el Gobierno de González) y, por último, el Gobierno ha prometido que quien no haya declarado los bienes ‘en negro’ deberá hacer frente a multas mucho mayores que le podrán llevar a perder todos los bienes no declarados….si les pillan, claro.

‘¿Para qué hace esto el Gobierno?’. Pues esta medida, muy criticada por todo el mundo (incluso gente del Gobierno se muestra algo contraria a la misma) la hace para intentar ‘pillar algo’ de lo que haya declarado por ahí: los ‘evasores’ pueden sentirse atraídos por este ofrecimiento y, aunque es muy injusto con los que siempre han estado pagando sus impuestos, además de poder recaudar algo el Gobierno, seguro que afloran cientos de cuentas y bancos por el mundo que darán a Hacienda focos donde investigar y averiguar fondos sin declarar.

‘¿Qué tengo que hacer si quiero acogerme a esta amnistía fiscal?’. Primero tienes que tener en cuenta que tienes hasta el 30 de noviembre de este año, ni un día más; segundo, Hacienda sacará un modelo especial para que puedas declarar todos estos bienes y pagar ese 10% (en el caso de las personas) o un 8% (en el caso de las empresas); según las cuentas del Gobierno, esperan recaudar 3.250 millones de Euros. Has de tener en cuenta una consideración: si Hacienda ya te está investigando por estos motivos (que ha detectado dinero que no has declarado), no puedes acogerte a esta amnistía.

Pasos para poder cobrar del ‘Plan de pago a Proveedores’

El ‘Plan de Pago a Proveedores’ que ha aprobado el Gobierno de Mariano Rajoy consiste en un crédito de 35.000 millones a los Ayuntamientos y Administraciones para que paguen sus deudas.

El ‘Plan de Pago a Proveedores’ que ha aprobado el Gobierno de Mariano Rajoy consiste en un crédito de 35.000 millones a los Ayuntamientos y Administraciones para que paguen sus deudas.

‘¿En qué consiste el “Plan de Pago a Proveedores”?’ El Gobierno permitirá que los bancos que quieran participar presten, entre todos, 35.000 millones de euros a los Ayuntamientos y otras administraciones; a cambio, los Ayuntamientos recibirán, los dos primeros años, los intereses de este préstamo (de un 5%) y a partir de ahí, además de los interés, deben ir recuperando el préstamo en un total de 10 años.

‘¿Qué bancos van a participar?’. Todavía no es oficial, pero todos los que estén interesados y parece que son muchos (también lógico, si el Banco Central Europeo les deja dinero al 1% y lo pueden prestar a los Ayuntamientos al 5%, es un negocio seguro…¿no?).

‘¿Qué Ayuntamientos y administraciones van a participar?’. Todos los que quieran pueden apuntarse al plan, aunque, por ejemplo, Andalucía (actualmente gobernada por el PSOE) ha dicho que no quiere participar en este plan.

‘Lo importante: ¿qué tengo que hace, como empresa, para poder cobrar mis deudas con el Ayuntamiento gracias a este plan?’. Te comento los pasos que están claros y los que no:

  1. El plan hace referencia a las deudas existentes antes del 31 de diciembre de 2011 (las de este año no entran, por ahora, en el plan)
  2. Asegúrate que tu ayuntamiento está adherido al plan y que han enviado un listado de todas las deudas pendientes (la fecha máxima para apuntarse es el 15 de marzo).
  3. El Ayuntamiento debe enviar al Gobierno un plan de ajuste para pagar a proveedores y sanear sus cuentas. Tienen hasta el 31 de marzo.
  4. El 15 de abril, el Gobierno responderá a cada Ayuntamiento si acepta el plan y les concede el dinero.

Esto es lo conocido (para que te sitúes de fechas); lo desconocido es el criterio posterior para pagar: se dijo en un primer momento que cobrarían antes los que ‘condonaran’ más deuda al Ayuntamiento (pero esto no ha gustado nada a las empresas que llevan ya meses sin cobrar y encima ahora les piden rebajas); luego se dijo que cobrarían primero las deudas más antiguas y últimamente se escucha que cobrarán aquellos que asuman el interés del 5% que debe pagar el Ayuntamiento.

Esperemos que lo aclaren, que paguen lo que deben y que todos los demás (nosotros, los ciudadanos, que somos quienes vamos a pagar esos intereses y esas deudas) no nos endeuden más.