Información sobre morosidad, alquiler seguro con Ibercheck

Cuando uno alquila, quiere cobrar. Cuando uno vende, quiere cobrar. Para estar más seguros de que cobraremos, lo mejor es conocer a la otra parte del negocio.

Cuando uno alquila, quiere cobrar. Cuando uno vende, quiere cobrar. Para estar más seguros de que cobraremos, lo mejor es conocer a la otra parte del negocio.

Cuando el dinero escasea, la morosidad sube, es tan evidente que no se puede discutir. Cuando la morosidad sube, tenemos más opciones de que nos toque un moroso cerca y no cobremos lo que nos debe, también es evidente. La morosidad llegó antes del verano a sus récords históricos, hasta el 8,3%, y según el ASNEF hasta los 90.000 millones de euros entre todos los españoles. Por ello, si somos una empresa en busca de clientes, tenemos un piso que queremos alquilar o simplemente buscamos un intercambio comercial, es muy recomendable tener el máximo de información sobre la otra parte del negocio. A eso se dedica una nueva empresa/aplicación conocida como Ibercheck.

Hasta ahora, cualquier banco, empresa o institución pública podía saberlo todo sobre nuestra situación financiera, pero los particulares no teníamos acceso a la misma información. La legislación no ha cambiado, los particulares seguimos teniendo vetado el acceso a esta información de forma general, pero Ibercheck ha decidido actuar de intermediario, en cierto modo de notario: confianza colaborativa, lo llaman. Pongamos un ejemplo: yo quiero alquilar mi piso, viene una persona interesada pero que no me da toda la confianza, me pongo en contacto con Ibercheck, Ibercheck se pondrá en contacto con esa persona y le dirá que yo quiero conocer su situación financiera. Como a esa persona le interesa quedarse con el alquiler, dará su ok, e Ibercheck me facilitará un informe completo de los dineros de nuestro futuro inquilino.

A día de hoy la base principal de datos con la que trabaja esta nueva empresa es ASNEF, pero se irá ampliando a medida que la idea tome forma. La segunda fase del negocio, ya en proceso de puesta en funcionamiento, se tratará de una red de información voluntaria, es decir, quien quierá podrá hacer pública su situación financiera a través de Ibercheck, demostrando así que es solvente y posicionándose de antemano en una buena situación para conseguir hacer negocios.

Plan de pago a proveedores de las Administraciones Públicas

Si eres pequeño o mediano empresario en este país, seguro que un ayuntamiento, comunidad autónoma o ministerio te debe dinero. Estás de enhorabuena: vas a cobrar.

Si eres pequeño o mediano empresario en este país, seguro que un ayuntamiento, comunidad autónoma o ministerio te debe dinero. Estás de enhorabuena: vas a cobrar.

El pasado mes de marzo el Estado, o mejor dicho el Gobierno, dio un respiro a la inmensa mayoría de empresas de este país, sobre todo pymes, que viven de trabajar para las administraciones públicas. Esas pymes llevan sin cobrar desde tiempos inmemoriales porque las administraciones públicas llevan sin tener un duro más o menos el mismo tiempo. Sin embargo, se creó un Plan de pago a proveedores cuyo plazo para presentar solicitudes de pago acaba de terminar. Si no habéis presentado vuestra solicitud en la Agencia Tributaria, tenéis un problema yya os lo advertimos. Si habéis cumplido el trámite, podéis seguir leyendo. ¿Cuáles son los próximos pasos?

  • Comprobación de facturas: ya sea por Internet a través de la página web del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas y en cocreto el sitio habilitado especialmente para ello, o en persona. Para la segunda opción debemos dirigirnos a la Intervención General de nuestra Comunidade Autónoma. Tanto en el primer como en el segundo caso, necesitaremos el DNI para consultar una factura concreta.
  • Emisión de certificado individual: una vez localizado nuestro caso concreto, podemos y debemo solicitar que nos expidan un certificado en el que constarán cantidades, plazos y demás información sobre nuestro soñado cobro.
  • ¡Cobrar! Si todo está correcto, el Ministerio de Hacienda y AAPP afirma que la próxima semana se empezarán a pagar religiosamente las facturas que hasta ahora estaban en un cajón.

Así, se cancelarán todas las órdenes de pago anteriores al 31 de diciembre de 2011, en total unos 35.000 millones de euros, y se prevé que contribuya a la creación de entre 75.000 y 100.000 puestos de trabajo, pues se beneficiarán un total de 170.000 proveedores de todo tipo. Que así sea.

Vecinos morosos: acciones a tomar y pasos a seguir

No es algo nuevo que en una comunidad de vecinos haya algún inquilino que no pague su cuota durante uno o varios meses; lo que si que es verdad es que con la crisis se está haciendo demasiado común

No es algo nuevo que en una comunidad de vecinos haya algún inquilino que no pague su cuota durante uno o varios meses; lo que si que es verdad es que con la crisis se está haciendo demasiado común

Hablando con un administrador de fincas me comentaba: ‘el problema no es que uno no pague; el problema es que el resto vea que uno no paga, que no pasa nada y que más gente decida no pagar’; como ya hemos visto otras veces, los gastos de comunidad pueden ser altos (aunque intentemos ahorrar) y en poco tiempo y con pocos vecinos, la deuda puede crecer e esto puede impedir que el edificio se mantenga en condiciones o que se puedan hacer mejoras.

¿Qué se puede hacer frente a un vecino moroso?
. Lo primero es hablar con él: si un vecino no paga una cuota (o varias), lo mejor es hablar con él; puede haber sido un error del banco, un trimestre malo o, simplemente, que no puede pagar un trimestre; quizá la Comunidad (el administrador o el presidente, que representan a todos los vecinos) puedan llegar a un acuerdo con él para aplazar el pago, para reducir la cuota durante un tiempo, etc…

¿Qué ocurre si no funciona el primer paso?. La Ley de Propiedad Horizontal defiende a los vecinos de la comunidad frente a los morosos: en una reunión de vecinos (donde el vecino moroso puede acudir y puede hablar, pero no tiene derecho a voto) se debe anunciar la situación y explicar si se quieren tomar acciones legales contra el moroso; los vecinos deben votar si se quieren tomar dichas acciones legales contra el vecino; si se aprueba, se debe anunciar a todos los vecinos que se tomarán dichas acciones (mediante denuncia del presidente o el administrador, contratando si se quiere a un abogado).

¿Qué se puede reclamar a un vecino moroso?. Pues las cuotas que debe, los intereses de las mismas, los gastos que se hayan generado al reclamar dichas deudas, los gastos del juicio y del abogado (si se requiere uno).

¿Qué pasos siguen tras la denuncia?. En caso de aprobar el juez la denuncia, el vecino tiene un mes para pagar toda su deuda; en caso de no hacerlo, se enfrentaría a un juicio donde debe justificar el por qué no ha pagado dicha deuda y cómo piensa solucionarlo.

Guía sobre procedimientos concursales, concursos de acreedores

Cuando una empresa va mal, en muchas ocasiones no queda otra salida que solicitar el concurso de acreedores, término tan usado como poco conocido por el gran público.

Cuando una empresa va mal, en muchas ocasiones no queda otra salida que solicitar el concurso de acreedores, término tan usado como poco conocido por el gran público.

Este es el tipo de post que no nos gustaría escribir. Y no porque sea farragoso, técnico y en ocasiones difícil de descifrar, que también, sino porque nunca se nos ocurriría escribir sobre algo tan penoso si no estuviera a la orden del día. Y en España, desde que en 2007-2008 nos engullera esta crisis económica que no nos quiere dejar en paz, los procedimientos concursales, antes conocidos como concurso de acreedores, están muy a la orden del día.

Como todo tema peliagudo, lo mejor es recurrir a quien más sabe sobre el tema para informarse. La nueva noticia es que el Instituto de Censores Jurados de España ha editado una detallada guía en la que nos resumen, paso a paso, qué debemos hacer, si nos conviene o no, con quién contactar, los tiempos y demás dudas lógicas que asaltan a una empresa (ojo, o una persona física, que también puede acogerse a esta figura legal) en situación de imposibilidad de pago de sus deudas.

De forma resumida, las fases en las que se solventa el caso son:

  1. Fase previa: solicitud del procedimiento y auto de concurso.
  2. Fase común: informe de la autoridad concursal.
  3. Fase de resolución: convenio entre las partes y liquidación.
  4. Determinación de la responsabilidad: derimir si ha habido culpa, intención, mala fe, etc en el devenir de la empresa, lo que agrava las consecuencias.

Listas de morosos: Equifax, resumen de los impagos en España

Como no solo de listas de morosos viven las empresas a las que se les adeuda dinero, esta entidad multinacional se dedica a gestionar el cobro de los impagos.

Como no solo de listas de morosos viven las empresas a las que se les adeuda dinero, esta entidad multinacional se dedica a gestionar el cobro de los impagos.

“Conozca cómo se comportan sus clientes y decida quién merece su crédito”, reza el eslogan de esta empresa multinacional con fuerte implantación en España y dedicada a la gestión de la morosidad. No se trata por tanto de una mera lista de morosos, sino de un complejo mecanismo de gestión de impagos dividido en tres etapas:

  1. Riesgo: Equifax ofrece información detallada (vía ASNEF y otras) para la gestión del crédito.
  2. Recobro: aportan soluciones personalizadas a cada situación de impago.
  3. Fraude: también usa herramientas de detección del fraude hasta su monitorización en tiempo real.

Por lo tanto, esta empresa, presente tanto en EEUU como en buena parte de Latinoamérica y Europa, los campos donde la inversión española tiene expuestos casi todos sus proyectos, se dedica a poner las tecnologías de la información al servicio del análisis crediticio para ayudar a las empresas que así lo soliciten a resolver sus problemas de impagos o deudas vencidas.

Admisión, gestión y cobro de créditos son sus fases, y la seguridad de que alguien vela por nuestros créditos (en el caso de una empresa) y la pesadilla de que alguien sigue nuestros impagos (en el caso de particulares o empresas con problemas financieros) es su día a día.