Las economías más fiables del mundo, los países más atractivos

Como en cualquier cosa, en lo de los negocios también hay buenos y malos compañeros. SI estamos pensando en internacionalizar nuestro negocio, deberíamos ir a uno de estos países.

Como en cualquier cosa, en lo de los negocios también hay buenos y malos compañeros. SI estamos pensando en internacionalizar nuestro negocio, deberíamos ir a uno de estos países.

Año tras año, es inevitable, vuelven los rankings, los más y los menos de todo. Y en todos ellos hay clásicos, sorpresas y grandes ausencias. En lo que a macroeconomía se refiere, el índice del Fondo Monetario Internacional sobre las economías (países) más grandes del mundo es un clásico muy útil, pero no nos dice todo lo que querríamos saber sobre macroeconomía. Por ello, es bueno fijarse también en el ranking CMA de las economías más atractivas del mundo. Ahí va el top de los países donde más fácil y aconsejable es hacer negocios:

  1. Noruega: además de fiables, tienen petróleo, y eso lo hacen atractivo para grandes inversiones.
  2. Finlandia.
  3. Suecia.
  4. Suiza: por mucho que digan que ya no, siguen siendo algo parecido a un paraíso fiscal.
  5. Estados Unidos.
  6. Hong Kong.
  7. Dinamarca.
  8. Australia.
  9. Arabia Saudí: la más sorprendente, pues no deja de ser una dictadura en la que las libertades están capadas.
  10. Alemania: deja al euro en un buen lugar, pues es nuestro único socio europeo que aparece.

No busquéis a España, pues en este ranking solo aparecen las mejores economías, las top, y España no está por lo lenta que es nuestra burocracia, el alto índice de paro y las dificultades de financiación. En el lado bueno de la balanza, tenemos infraestructuras de primerísimo nivel y una población muy formada… salvo en idiomas.

Las 20 empresas más importantes de España

Arrimarse al árbol que más sombra da, ya sea para trabajar o para comerciar, siempre es una buena idea. Así pues, debemos saber quién está teniendo éxito a día de hoy.

Arrimarse al árbol que más sombra da, ya sea para trabajar o para comerciar, siempre es una buena idea. Así pues, debemos saber quién está teniendo éxito a día de hoy.

A la hora de buscar trabajo en época de crisis, suele dar más tranquilidad buscar entre las empresas grandes, más preparadas para afrontar una mala situación económica transitoria sin despedir empleados, en contraposición con unas pymes que solo pueden recortar en la mayoría de los casos a través del capital humano (es decir, el trabajador). Por ello, es buena idea saber quién está moviendo más dinero en España (sin contar con las empresas financieras, es decir, los bancos) a día de hoy para saber dónde estaremos tranquilos a la hora de trabajar, y tratar de lanzar nuestras redes sobre ellos, o si ya somos pyme, tratar de entablar algún tipo de contacto con ellos.

  1. Inditex.
  2. Mercadona.
  3. Repsol Petróleo (se encargan de la materia prima, del crudo del grupo Repsol en cuanto a su búsqueda, extracción, etc).
  4. Cepsa.
  5. Repsol Comercial de Productos Petrolíferos (se encargan de las ventas del grupo Repsol).
  6. El Corte Inglés.
  7. Telefónica de España (matriz).
  8. Repsol YPF (trading y transporte, filial de movimiento de gasolinas).
  9. Carrefour Centros Comerciales (filial española de la marca francesa).
  10. Telefónica Móviles.
  11. Petronor.
  12. Endesa.
  13. Ford España.
  14. Peugeot-Citröen.
  15. Gas Natural.
  16. BP.
  17. Volkswagen España.
  18. SEAT.
  19. Endesa.
  20. Renault España.

Antes de terminar decir que este es solo uno de los listados que pueden ser perfectamente diferentes y válidos entre sí, en este caso de la patronal. Las diferencias entre matriz o empresa singular, capitalización, reservas, volumen de negocio y un largo y aburrido etcétera hacen casi imposible ser fieles en una lista tan importante.

Sea como fuere, queda claro que más allá de los fenómenos Amancio Ortega y Mercadona, lo que mueve dinero en este país son los coches, la energía y las telecomunicaciones. Hagamos todo lo posible por acercanos a ello, por tanto. Y otro dato: gran parte de las empresas que más dinero mueven en España son filiales de multinacionales extranjeras, mal dato.

Máxima rentabilidad a un año, depósitos a plazo fijo de 12 meses

Los depósitos dejan de ser de corto plazo para ser de medio plazo a los 12 meses. Eso hace que los bancos se animen a dar mayor rentabilidad en este segmento.

Los depósitos dejan de ser de corto plazo para ser de medio plazo a los 12 meses. Eso hace que los bancos se animen a dar mayor rentabilidad en este segmento.

Si os contábamos que la mejor relación calidad-precio, es decir tiempo de espera-dinero de beneficio, que uno puede sacarle a su dinero sin arriesgar suelen ser los depósitos a corto plazo (menores de un año, en especial los depósitos a 3 meses), ahora buscamos soluciones para los que no tienen tanta prisa, pero sí quieren más rentabilidad. Los intereses (positivos, es decir, a cobrar) de los depósitos a plazo fijo aumentan a medida que aumenta el tiempo en el que tendremos nuestro dinero parado, por lo que un depósito de plazo medio como es el depósito a 12 meses es el más habitual.

Cabe decir que como es el producto de mayor éxito de los de su clase, suele ser también el producto en que más competencia hay. Eso ni que decir tiene que es una buena noticia para el ahorrador: a más oferta, mejor oferta. Aunque también aquí la Ley Salgado (no poder ofrecer más rentabilidad de la legislada) hace sus estragos, la necesidad de captar pasivo hace que muchas entidades financieras prefiern ser sancionadas a quedarse sin clientes, básicamente porque en España operan entidades extranjeras (BES, ING, Deutsche Bank…) que al no estar sometidos a la normativa nacional española pueden ofrecer mucha más rentabilidad, llevándose los clientes que antes se quedaban en bancos españoles. Por eso no es de extrañar que en la lista de mejores opciones a un año de plazo se cuelen varias que no hablan español (en sentido metafórico, os prometemos que si váis a una de sus oficinas en España os hablarán en castellano):

Estas son (creemos) las únicas ofertas ahora vigentes en el mercado por encima del 4% de rentabilidad anual (esta vez sin líos ni cuentas, como es a 12 meses, la rentabilidad prometida se recibe íntegra) sin condiciones leoninas.

Crear una empresa online sin dinero y en una semana

Tiempo y dinero. Lo que a todos nos falta y lo que es necesario para hacernos empresarios. Crear nuestra empresa en Internet puede ser la solución a ambos problemas.

Tiempo y dinero. Lo que a todos nos falta y lo que es necesario para hacernos empresarios. Crear nuestra empresa en Internet puede ser la solución a ambos problemas.

Frente a los farragosos y burocráticos trámites que supone montar una empresa física, de las de toda la vida, felizmente Internet aún es un reducto de libertad para empresarios con ideas y bolsillos vacíos. No vale todo, pero sin duda es mucho más apetecible montar una empresa online vistos los pasos a seguir en el mundo virtual comparados con el mundo analógico. En la OCDE (los países ricos) en su conjunto se tarda una media de 5 días en montar una empresa, mientras en España necesitarás hasta 47 días de media. Internet y la imaginación pueden ser la solución a la falta de tiempo y de dinero. Veamos el paso a paso:

  • Solicitar la denominación social en el registro mercantil. Por Internet, claro. Una de esas cosas para las que viene bien el DNI electrónico.
  • Hacer la aportación de capital en especie. Pocos saben que no hay que poner los 3.000 euros largos que necesitas para montar una Sociedad Limitada en dinero, puedes justificarlo por material destinado a la empresa, como ordenadores para el trabajo, inmuebles, etc.
  • No hay necesidad de licencia municipal ni permiso de la Comunidad Autónoma. Estos dos trámites son los que más retrasan la constitución de una empresa tradicional, pero al estar nuestra empresa alojada en Internet, es decir no tener un local físico, no hemos de solicitar este tipo de permisos. Lo más engorroso de montar una empresa no es la empresa en sí, sino la localización. Internet no tiene competencia en este aspecto.
  • Notaría y Hacienda sí siguen estando ahí: es decir, no por no tener un local no tenemos que pasar por un notario para que dé fe de la constitución de la Sociedad en cuestión, tendremos que declarar ingresos y gastos y tributar como cualquier hijo de vecino.

Lo que parece claro es que, en tiempos de incertidumbre económica, Internet ofrece la rapidez y falta de inversión necesaria para hacer atractivo el montar una empresa.

Sacar rentabilidad a nuestro dinero con bonos para particulares

Bonos. Hasta ahora era una palabra exclusivamente asociada a los países en el imaginario colectivo. Ahora los bancos se unen a la emisión para particulares ante las restricciones en los depósitos.

Bonos. Hasta ahora era una palabra exclusivamente asociada a los países en el imaginario colectivo. Ahora los bancos se unen a la emisión para particulares ante las restricciones en los depósitos.

Los bancos siguen necesitando liquidez, y ya no la pueden conseguir a través de los superdepósitos, dada la penalización que desde el Gobierno (y Banco de España) se impone a las entidades financieras. También los pagarés, la otra gran opción para captar dinero líquido a cambio de rentabilidad para el cliente, está de capa caída por las nuevas imposiciones de la Comisión Nacional del Mercado de Valores. Con este desolador panorama… ¿Qué queda? Los bonos para particulares. La rentabilidad de estos bonos es siempre mayor que la de los depósitos, lo cual a todos luces quiere decir que su riesgo también es mayor, pero aún así pueden ser una opción muy a tener en cuenta. No confundir con bonos del Estado, que es deuda soberana.

Esta nueva idea es tan sencilla como positiva:

  • CaixaBank: bonos simples al 5% de rentabilidad. Bonos subordinados a 5 años de plazo y 7,71% de rentabilidad.
  • Banco Popular: bonos subordinados al 8,5% de rentabilidad.
  • Banco Sabadell: bonos simples al 4,5% de interés.

Conviene saber que los bonos no tienen nada que ver con las odiadas participaciones preferentes, y que por lo tanto no hay riesgo de encontrarnos con nuestros ahorros congelados (no son capital, cosa que sí son las preferentes aunque no se diga más que en la letra pequeña). Tampoco hay que olvidar no obstante que los bonos no están cubiertos por el Fondo de Garantía de Depósitos, y que por lo tanto si el banco en cuestión quiebra, nadie se preocupará por nuestro dinero. Pero si Bankia estaba tan mal como dicen y no se le ha dejado caer…

Por otro lado, y teniendo en cuenta un aspecto más técnico, cuentan los periódicos color salmón que el BCE ha llevado a cabo en las últimas semanas y probablemente volverá a llevar a cabo en breve operaciones de compra de bonos en bancos españoles. Esto quiere decir que ya no necesitarán tanto nuestro dinero, por lo que podemos presagiar (con margen de error, por supuesto) que los bonos para particulares pueden empezar a ver bajar su rentabilidad.